domingo, 3 de diciembre de 2017

La instalación Aura traduce las emociones en luz



La instalación  Aura, que se exhibió durante la Dutch Design Week, transformó las emociones de los huéspedes en haces de luz, creando una instalación audiovisual inmersiva.

Los invitados de la exposición de arte fueron equipados con biosensores portátiles, que registraron su ritmo cardíaco, respuestas de la piel y ondas cerebrales. Una vez dentro, las luces responderían a los "datos emocionales" recopilados de los biosensores, reinterpenetrando las emociones de las personas en magníficos haces de luz. Con el fin de garantizar una inmersión completa, la instalación presentó una variedad de diferentes canciones y sonidos, destinados a evocar respuestas emocionales variadas.

La instalación fue diseñada por el artista Nick Verstand, quien es conocido por crear experiencias visuales a gran escala. Esta instalación particular, se realizó en colaboración con la Organización de Países Bajos para la Investigación Científica Aplicada.




Referencias: nickverstand y dezeen

No hay comentarios:

Publicar un comentario